Abrir el menú principal

Cambios

m
Iguo testu: «lexislativu» => «llexislativu»
Per primer vegada dende la so organización, la Corte yera anovada ensin el procedimientu constitucional sumía'l respetu polos pasos constitucionales y los gobiernos militares o civiles que s'asocederíen apelaríen a toa clase de violación de tales normes pa camudar los xueces de la Corte ya inclusive los d'instancies inferiores. D'esta manera, la independencia y la inamovilidad de los xueces sumió. Siendo designaos vía decreto Alfredo Orgaz, Manuel Argañarás, Enrique V. Galli, Carlos Herrera y Jorge Vera Vallejo.<ref>[https://ar.ijeditores.com/articulos.php?idarticulo=61927&print=2 https://ar.ijeditores.com/articulos.php?idarticulo=61927&print=2 El gobiernu militar de 1955 declaró en comisión a los maxistraos, que significaba, según interpretó la Corte, “la privación de la garantía de la inamovilidad”]</ref>
 
Los interventores, nomaos pa reemplazar a los gobernador electos depuestos recibieron una ampliación de facultaes que-yos dexó actuar ensin consulta previa en cuestiones venceyaes colos fines revolucionarios, el réxime constitucional, municipal, impositivu y lexislativullexislativu, y atropando nes sos persones los poderes lexislativullexislativu, xudicial y executivu.<ref>Añales de Jurisprudencia Arxentina, Tomu XVI-A, Decretos, 1956, pp. 1-2.</ref> Esti constructor ente la llegalidá avasallada -la Constitución Nacional- y l'illegalidá imperante proclamar revolucionaria- constitúi una traza peculiar del gobiernu de facto.{{cr}}
 
Les posiciones irreductibles dientro del bandu "lliberal" del exércitu, la marina y l'aeronáutica y los partíos de la oposición auníos na [[Xunta Consultiva Nacional]] fixeron insostenible la situación de Lonardi y producióse la posterior cayida d'este.<ref name="Biogr." />Mientres el so curtiu réxime dictatorial la dirigencia gremial comprometida col gobiernu depuestu foi escorrida, el Congresu Nacional disueltu ; les provincies fueron interveníes, moviendo a'l gobernadores electos por interventores adictos; a los miembros de la Corte Suprema de Xusticia dexar cesantes; interviniéronse les unviersidades y moviéronse a decenes de profesores.<ref>Page, Joseph A.: Perón. Segunda parte (1952-1971) pág. 143, 1983, Bonos Aires. Javier Vergara Editor ISBN 950-15-0316-X</ref> La política de Lonardi, sofitada por ultracatólicos y dellos sectores nacionalistes, espertó la oposición de quien reclamaben midíes más dures contra'l peronismu. Un golpe internu nes Fuerces Armaes, determinó'l día 13 de payares el so reemplazu por Pedro Eugenio Aramburu.