Diferencies ente revisiones de «Indíxenes d'América»

m
Iguo testu: -"riegla" +"regla"
m (Preferencies llingüístiques)
m (Iguo testu: -"riegla" +"regla")
Los [[Preséu de viento|aliento]] y les [[Preséu de percusión|percusiones]] fueron los preseos mayormente usaos poles cultures indíxenes d'América. En casi tou Estaos Xuníos y Canadá, la música foi acompañada de percusiones monofónicas. Créese que nel centru de Méxicu y Centroamérica la música foi fecha a partir d'escales pentafónicas. Suelse considerar qu'antes de la llegada de los españoles, la música yera indixebrable de les festividaes relixoses, festividaes qu'incluyíen una gran variedá de preseos de vientu y percusión como tambores, flautes, conches de cascoxu (usaos como trompeta) y [[palu de lluvia|tubo d'agua]]. Tocantes a los preseos de cuerda, dellos grupos llegaron a emplegalos utilizando elementos naturales (frutos y tueros acovanaos) ya inclusive el cuévanu bucal como caxa de resonancia; usualmente nun s'emplegaron sinón dos o trés cuerdes enterriaes sobre dalgún arcu, mesmes que yeren puntiaes, con o ensin plectro, ensin formar lo que n'Occidente se conoz como [[harmonía]]. Polo xeneral puede dicise que nun se tien una idea precisa de cómo pudo ser aquella música, cuidao que nun se caltienen documentos con notación musical; sicasí dellos cronistes españoles, los misioneros, señalen que les percusiones sirvíen como medios de comunicación y narren que foi tal la so sonoridá al llegar que los axorizaba.
 
Dempués de la entrada de los españoles, el procesu de conquista espiritual viose favorecíu, ente otres coses, pol serviciu musical llitúrxicu al que s'integró a los indíxenes que les sos dotes musicales llegaron a sosprender a los misioneros. Fueron de tal magnitú les dotes musicales de los indíxenes que llueu aprendieron les rieglesregles del contrapuntu y la polifonía ya inclusive el manexu virtuosu de los preseos, ello ayudó a que nun fueren solicitaos más músicos traíos d'España, lo cual fadiaba significativamente al cleru. La solución que se plantegó foi nun emplegar sinón a ciertu númberu d'indios nel serviciu musical, nun enseña-yos contrapuntu, nun dexa-yos tocar ciertos preseos ([[Preséu de vientu-metal|aliendos metales]], por casu, en [[Oaxaca]], Méxicu) y, a lo último, nun importar más preseos por que los indios nun tuvieren accesu a ellos. Esto postreru nun foi óbice pal gocie musical de los indíxenes, quien esperimentaron la construcción de preseos, particularmente de cuerdes estregaes ([[violín|violinos]] y [[contrabaxu|contrabaxos]]) o puntiaes ([[tercerola|terceroles]]), ye ellí onde podemos atopar l'orixe de l'agora llamada música tradicional que los sos preseos tienen una afinación propia y una estructura típica occidental.
 
Tocantes a la fusión de tradiciones musicales, en Méxicu caltiénense dos pequeñes obres sacres de don [[Hernando Franco]] ''Dios itla tonantzin'' y ''In ilhuicac'', que combinen el métodu contrapuntístico occidental, cola llingua náhuatl y una rítmica non bien común qu'introduz lo que paecieren dellos errores contrapuntísicos que más qu'accidentes son provocaos.